Archive

Archive for the ‘viajes’ Category

Santa Cruz

October 28th, 2009 1 comment

Santa Cruz is the world recognized city of surf. I happened to be there at a strange conference of MRI (Magnetic Resonance Imaging), to see the talk of Carlos Fernández. I really didn’t understand anything, but there was free food.

ParallelMRI

After the talk, we went visiting this hippie city. It only has a population of 50.000. Granollers is even bigger than that. But it has The Beach. It is quite disgusting, almost like the one in La Barceloneta, and it has a weird theme park between the shore line and the city.

SantaCruzBeach

There were some fat girls dancing Hawaiian dances with Country music, and I think that’s what made us run away from that place.

img_2730

We went to the downtown, in Pacific Avenue. This place was much nicer, and, despite the horde of homeless that wanted us to “spare some change”, I enjoyed it. We had some sandwiches in a nice restaurant and I was about to go and see “Army Of Darkness”, but we had to come back to Palo Alto and study for our midterms.

ArmyDarkness

Nice city in the end. Much nicer than Palo Alto, and much uglier than Barcelona (and much much much uglier than Granollers, of course).

Categories: viajes Tags:

There’s a big, big hard sun

August 14th, 2008 4 comments

He vuelto.
Y traigo algo bajo el brazo.

Categories: music, ollas, viajes Tags:

Rumanía

January 6th, 2008 1 comment

Decidí pasar un fin de año distinto. Dejar lo mismo para llegar a lo otro mismo. Más personas, más nieve, más tonterías. Decidí empezar de nuevo, en Rumanía.

Lo primero que descubres cuando llegas a este nuevo país de la UE es que te encuentras 50 años atrás en el tiempo. El coche con el que nos vinieron a buscar era tan antiguo que hacía tiempo que no veía uno así. No tranquilizaba el hecho de que, cuando un coche tenía un accidente que lo dejaba siniestro total, los Rumanos tienen la costumbre de dejarlo tirado en la calle.

Aún así, llegamos sanos a todas partes. La rústica y antigua casa a las a fueras de Bucarest donde nos alojamos nos encantó. La familia estaba perfectamente unida (cosas del pasado) y jugué con ellos a un juego llamado Remmi o Regui o algo así.

Esta era nuestra barriada (que no era tan exageradamente yonki como parece):

Afuera hacía frío. Nevó casi todos los días. Me gustaba, hacía sentirme lejos de casa.

Visitamos la casa del pueblo de Bucarest, una casa construida por Ceauşescu, el comunista, que abarca una superficie tal que los Rumanos nos comentaban que incluso se veía des del espacio. Cosa absurda si piensas que no se ve ni Barcelona entera. Aunque quien sabe, nunca he estado allí arriba. La verdad es que era enorme.

En Bucarest también había el segundo árbol más grande de Navidad de Europa. Al menos era de hierro y no tuvieron que destrozar algún pobre abeto. Lo estúpido de todo eso (aparte del asunto en sí de tener un árbol de hierro iluminado con millones de lucecitas en medio de la plaza de la revolución) es que el suministro eléctrico de la ciudad no soporta tener el árbol encendido y ciertas calles encendidas a la vez. Así pues, cuando el árbol estaba encendido, muchas calles quedaban en plena oscuridad. No es coña.

Quisimos ir a ver al Conde Drácula, pero los nativos nos dijeron 1) Que no llevábamos la ropa apropiada por el frío extremo que hacía en las montañas y 2) Que las carreteras estaban cerradas y era una locura ir durante esta época del año. Así pues, cogimos un tren dirección Pitesti, donde pasamos el fin de año. Me recordó levemente al transiberiano. Por el paisaje nada más. Aish… lo que daría por viajar con ese tren de sueño frío otra vez.

En Pitesti hubo mucha fiesta BEST. Demasiada a veces. Me hago viejo rápidamente. Pero entramos bien al nuevo año. Sin uvas, pero con nieve, cava y algunos en gallumbos en el frío helado. Una de las fiestas tenía temática comunista, y alguien trajo un auténtico carné comunista.

La resaca no me impidió patinar un poco en una feria antigua. Los Rumanos escuchan música papichulesca mientras patinan.

Hice un poco el guiri por Pitesti, hablando sobre Dios y la existencia del cielo. Sobre el Pastafarianismo y la Vida. Sobre la soledad y el sexo. Sobre la juventud y la tontería. Sobre drogas y estudios. Sobre mujeres y hombres.

Sobre seguir intentándolo.
Un año más.

Categories: rumanía, viajes Tags:

Paisajes Islandeses

August 26th, 2007 4 comments

No sé porqué la canción Teardrop de Massive Attack me recuerda a los paisajes de Islandia. Así que me decidí a reunir las mejores fotos de paisajes islandeses de la pasada primavera y hacer este pequeño tributo al mejor lugar del mundo.

Islandia, el puto comodín de cada puto pensamiento.

Categories: iceland, viajes Tags:

Atlantis

August 21st, 2007 2 comments

Ayer volví de la semanita en Formentera. Tal y como dije, esta isla es maravillosa. Olvidándonos de la plaga de italianos en moto, esta isla es sinónimo de relax y felicidad. Las mejores estrellas están en Formentera.

Como Balearia nos obligó a hacer escala en Ibiza, también nos quedamos dos días y dos noches en la capital de las drogas sintéticas, discotecas y placa-placa. Evidentemente, tratamos de evitar eso al máximo. Y, de ésta manera, encontramos uno de los rincones más maravillosos del mundo. O como mínimo del mundo que yo he visto hasta ahora. Se llama Atlantis. Es una ciudad que surge del mar en la parte sud-oeste de la isla. Muy pocos la conocen.

Este lugar fue la cantera de los Fenicios cuando llegaron a la isla y empezaron a construir la ciudad de Ibiza. De aquí viene su geometría, la cual ha sido moldeada por el viento al paso de los años. Los hippies llegaron durante los años setenta y cuando vieron esta cantera olvidada mientras iban de LSD hasta el culo, lo primero que les vino a la cabeza fue la palabra Atlantis. Y así quedó. Está en Ibiza.

La excursión hasta la ciudad perdida es larga y difícil, pero el resultado está mucho más que merecido. Nos acompañaron dos viajeros del mundo que se habían aposentado en las diferentes cuevas de la isla. Uno de ellos nos enseñó su casa y me entraron unas ganas terribles de vivir así (por una temporada, claro. Soy tecnofílico).

Esta es una de las perfecciones de la genética y hace dos meses que forma parte de la familia de las cuevas. No tiene nombre todavía:

Después de seguir bajando el angosto sendero, llegamos finalmente a la ciudad sumergida. El agua azul, llena de piedras, algas, peces y vida. Las piedras arrancadas por la antigua civilización del Mediterráneo. Llena de energía, inspiración e historia. Y también, desgraciadamente ése día, llena de medusas. Pero eso no nos impidió saltar de sus incontables piedras y bañarnos en el turquesa de ese maravilloso día.

Esta es Ona, campeona de España de gimnasia a los 15 años y que, gracias a 8 horas de entreno durante 12 años y luego 5 años de descanso, hace estas cosas:

La vuelta fue difícil. Una subida casi infinita que no podría haber subido si no hubiera tenido un paisaje tan exageradamente bonito y una energía en mi cuerpo que sólo se puede encontrar en la pequeña ciudad olvidada. Las caras nos contemplaban des de las rocas erosionadas.

Finalmente llegamos a la furgoneta, pero todos seguíamos en un mundo mágico, precioso y lleno de energía. Cierro los ojos y aún sigo allí. No voy a explicar cómo llegar hasta allí, pues lo podéis encontrar por la red.

Este lugar es lo más parecido a Islandia que haya visto fuera de Islandia. Por supuesto, Islandia va un paso más allá. Islandia siempre va un paso -o más- más allá. Aún así, en Atlantis he encontrado algo que no se puede describir. Algo que también encontré en la isla del circulo polar.

Categories: atlantis, ibiza, viajes Tags:

Vacaciones

August 13th, 2007 1 comment

Sigo de vacaciones, pero dejo mi ciudad de mierda para irme a la paradisíaca, tranquila, relajante, preciosa e inspiradora Formentera. Repito pues el año pasado salí encantado de esta isla. Felices vacaciones.

Categories: formentera, vacaciones, viajes Tags:

Hungría

July 17th, 2007 1 comment

Budapest, la capital del porno.

Esto era prácticamente todo lo que sabía sobre Hungría. Aparte de que el Remedy Lane empieza en Buda, y de que el Danubio divide Buda de Pest. Y de que es azul.

Cosa que es mentira: es marrón caca.

También había oído que Budapest era una ciudad de ensueño. Pero… ¿tanto? Ni hablar, se tiene que ir allí para descubrirlo por uno mismo.

Estaba en un intercambio cultural con la universidad politécnica de Budapest. Fue, sin duda, la mejor manera de conocer Hungría, pues nos levantaban cada mañana para ir de excursión o visitar algún monumento de la ciudad o del país.

Después de un primer día visitando la ciudad en un larguíssimo City Rally, nos fuimos a una discoteca que valía 100 Florines que vienen a ser 30 centimos de €. Cerveza barata, chicas de la capital del porno y un karaoke que usé para un Sweet Child O’Mine.

Al día siguiente nos fuímos a Esztergom, la ciudad principal de Hungría en la época romana y frontera con Eslovaquia. Subimos arriba de una de las basílicas más grandes que haya visto nunca.

Allí aprovechamos para cruzar el Danubio e ir a Eslovaquia a tomar unas cervezas. Los precios seguían siendo de risa: 25 céntimos de € por medio litro de excelente cerveza eslovaca en un buen pub con música des de Radiohead hasta Tool. Sublime.

El tercer día nos fuimos a visitar el parlamento y el banco húngaro. Me hice un billete con mi cara, aunque no puedas comprar nada con él y sólo sea otro souvenir más para atraer a la ansia de los guiris.

Entonces, esa misma tarde, llegó el gran pepino: Balneario al lado del Danubio con 2 piscinas descubiertas y 6 piscinas cubiertas, todas con diferentes temperaturas, vapores, masajes, saunas y, otra vez, chicas húngaras. Hungría es, después de Islandia, el país con más actividad termal del mundo. Por eso son tan populares los Balnearios allí. Perfecto.

Al día siguiente fuímos a visitar la antigua ciudadela de Buda, y allí había La Calle del Lord. En Húngaro es “URI UTCA”. Mi calle, por supuesto.

Luego por la tarde nos fuímos al lago Balaton y nos quedamos allí un par de noches. Estuvo genial, y hasta navegamos con un pequeño velero en medio de las aguas turquesas no transparentes del Balaton. Por cierto, que es el lago más grande de Europa. O eso me dijeron.

Después de un par de esos tres días por el Balaton, volvimos a Buda y visitamos las cuevas subterráneas que mantienen a la ciudad a flote. Eran unas cuevas como las que describió Julio Verne en su Viaje al Centro de la Tierra. Oscuridad y silencio absoluto, solamente interrumpidos por alguna pequeña gota de agua que hacía eco por sus infinitas cámaras.

Un viaje espectacular, con una gente maravillosa que nos acogió allí. Muchas gracias por hacer de este viaje uno de los mejores sin duda.

Otro enamorado más de Hungría. Debo volver.

Categories: hungary, vacaciones, viajes Tags:

Ankara

June 24th, 2007 No comments

Maldita sea, Turquía es grandiosa. La juventud desea europearizarse, mientras se rodean de los incontables alminares de las mezquitas y se inundan en sus llamadas 5 veces al día. Hay dos Turquías, y las dos son preciosas.

Atatürk fue el creador de esta gran república, y ésto es parte de su mausoleo.

Impresionante.

Categories: turquía, viajes Tags:

Viajes

May 11th, 2007 1 comment

Estoy creando un mapa personal sobre los viajes que he hecho alrededor de este impresionante, viejo y enorme mundo.

AQUÍ lo tenéis.

Voy a poner un link en el apartado de links.

Pronto el mapa se expandirá con puntos en Ankara, Turquía y Budapest. BEST es lo mejor que me podría haber pasado.

Categories: viajes Tags:

London

May 3rd, 2007 2 comments

- Where?

- London.

- London?

- London.

- London?

- Yes, London. You know: fish, chips, cup ‘o tea, bad food, worse weather, Mary fucking Poppins… LONDON.

Londres es una ciudad parecida a Barcelona. Más grande, más cara, con más miedo a ataques terroristas, con la población más escandalizada por las drogas y el islam, con los pisos más baratos respecto al sueldo, té, y con recién ingenieros ganando más de 2000 libras al mes. Pero, en el fondo, es Barcelona.

Te mueves perfecto tanto con metro como con bus. Te entiende todo el mundo y entiendes a todo el mundo (despues de haberte tragado la serie entera de Monty Python, claro). Hay un movimiento cultural contemporáneo exquisito, muy parecido al del Rabal. Y, evidentemente, hay tantos guiris y carteristas como aquí.

Londres no es una ciudad que me tiente a vivir en ella. Aparte de que es demasiado preocupantemente parecida al futuro de V de Vendetta, me parece demasiado a casa. Lo único que deseamos es lo que no podemos alcanzar. Reykjavik. California. Wellington. Hasta que la muerte nos lleve con ella y ya dejemos de tener objetivos en la vida.

Entonces, ¿qué tiene Londres que me apasione? Su historia. Visitar la Torre de Londres despues de El Ciclo Barroco una experiencia inolvidable. La Catedral de San Pablo. El Royal Exchange. El Monumento. Etc.

Sir Isaac Newton, Christopher Wren y Guy Fawkes me vigilaban desde arriba. Y les otorgaba todos mis más humildes respetos en cada paso que daba.

Y, sin olvidar a Sargon II y a los antiguos faraones en el inconmensurable British Museum. Por dios. ¿Qué hacen tales maravillas en ésa Isla Gris de Mierda?

Realmente Neal Stephenson ha conseguido enamorarme de Londres. Y encima el clima ha acompañado. Creo que robé el sol Catalán y me lo llevé al sur de la isla de Gran Bretaña para olvidármelo allí.

Sigo sumido en medio de un caos de mundo que me abraza, me invita a visitarlo y me apasiona con cada uno de sus más increíbles rincones.

Categories: londres, viajes Tags: