Home > books > Diálogos entre Titanes

Diálogos entre Titanes

XavierGraupera

Este libro lo recibí en casa hace poco más de un mes. No quería empezarlo hasta acabar exámenes, pero no pude esperar y me leí casi dos capítulos mientras procrastinaba en mis horas de estudio. El segundo capítulo iba del Barça, y gracias a ello (y a mi nulo interés por el fútbol) pude volver a concentrarme en los exámenes. El trimestre ha terminado y ya me he terminado el libro. Y ya puedo decir bien alto y claro: ¡Qué grandes Titanes estos Xavier Sala-i-Martín i Jordi Graupera!

Antes de seguir, debo comentar que estos diálogos son muy cercanos a mi, pues tuve la suerte de conocer a Jordi Graupera en la Concentración de Becarios Alright en Indiana el año pasado. Es la primera vez que leo un libro de alguien que no solo conozco, sino que es un buen amigo. Cada vez que leía alguna de sus frases, lo veía a él, con su presencia, su acento catalán, su voz tirando a aguda, su olor a cigarrillos y su mirada crítica, atenta y paciente. Abría el libro y automáticamente estaba en un despacho de la Universidad de Columbia, o sentado en un sofá de la casa en Manhattan de Xavier. Así que supongo que juego con ventaja.

El Doctor Xavier Sala i Martín habla sobre el mundo. Sobre la crisis (tanto de los EEUU como de España), el comunismo, el capitalismo, África, historia, religión, filosofía, de sus chaquetas y, como no, del Barça. Es directo, va al grano. Explica su visión con firmeza y coherencia, puntualizando cada detalle haciéndolo comprensible para alguien como yo, que nunca he estudiado economía (y me arrepiento por ello). Es una persona práctica, trabajadora y luchadora, y estas tres cualidades inspiran al lector inevitablemente.

Pero este libro es un conjunto de diálogos, y para que haya un diálogo tienen que haber dos personas. Y las dos (no solo una) tienen que estar a la altura para que el resultado sea interesante. Jordi Graupera no sólo ha sabido estar a la altura de este Doctor catedrático en economía de la Universidad de Columbia, si no que ha hecho las preguntas adecuadas en el momento adecuado, añadiendo al discurso de Xavier un punto crítico y de buen humor. Sin muchas de sus preguntas, estoy seguro que Xavier hubiese pasado por alto muchos detalles importantes que los ciudadanos que no entendemos de economía nos interesa saber.

Como he dicho antes, el segundo capítulo va del Barça. Si éste capítulo no hubiese existido, el libro me hubiese parecido incluso mejor, pero supongo que la mayoría de gente conoce a Xavier Sala i Martín por ser el Presidente de la Comisión Económica del Barça, así que imagino que esto ayudará a las vendas. Este capítulo fue el único que me aburrió, pues, aunque ahora que vivo lejos de casa tengo un poquito más de aprecio por el fútbol y en especial el Barça, no me interesaba en lo más mínimo leer lo que piensa Xavier sobre los jugadores de este equipo (que, para empezar, la mayoría de nombres ni tan siquiera conocía).

Por otro lado, me hubiera gustado un capítulo que hablara sobre Cataluña y España. Aparte de ser un capitalista salvaje, Xavier Sala i Martín se declara independentista (no sólo de Cataluña sino de cualquier nación que quiera decidir libremente sobre sus fronteras). Me hubiese gustado leer un diálogo con Jordi Graupera sobre esto.

El libro es fácil de seguir, y lo recomiendo a todas aquellas personas que quieran entender nuestro mundo un poquito mejor, y por qué las crisis existen y qué deberían hacer los ciudadanos y los gobiernos para salir de ellas. Para aprender un poquito más sobre cómo el mundo está creciendo, cómo la pobreza va disminuyendo, con una visión crítica y sincera, con un poco de buen humor y muchas ganas de hacer las cosas bien. Así que, básicamente, muy recomendado a todo el mundo. Presenciar diálogos entre Titanes de éstas características solo puede ayudarnos a entender todo este Gran Juego un poquito mejor.

Molt, molt right.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google Plus
  • Meneame
  • Add to favorites
  • RSS
  • BarraPunto
Categories: books Tags:
  1. No comments yet.
  1. No trackbacks yet.


× seven = 14